Free Web Hosting Provider - Web Hosting - E-commerce - High Speed Internet - Free Web Page
Search the Web

 



SIMÓN BOLÍVAR
PRIMER PRESIDENTE DE LA REPÚBLICA DE BOLIVIA


Dr. José Luís Baptista Morales
Secretario General, Socio de Número de la
Sociedad Geográfica y de Historia "Sucre"
 

 La Sociedad Geográfica y de Historia  “Sucre”, ha analizado el criterio expuesto recientemente en publicaciones de prensa en sentido de no existir en absoluto constancia alguna que demuestre con documentos que el primer Presidente de la República de Bolivia fue Simón Bolívar. 

Tal criterio se basa en que, cuando Simón Bolívar ejerció las funciones de gobernante de nuestro país desde el 11 de agosto hasta el 29 de diciembre de 1825, sus decretos fueron por él emitidos como “Libertador Presidente de la República de Colombia, Libertador de la del Perú y Encargado del Supremo Mando de Ella”.  

En razón de las circunstancias especiales de orden político emergentes de la reciente independencia de España y la creación de nuevas Repúblicas con intereses opuestos, se puede entender que existían motivos de gran peso que hacen comprensible esa decisión, pues, en ese momento, existía en el Perú una corriente predominante que consideraba que los territorios del denominado Alto Perú habían vuelto a pertenecer al Virreinato del Perú desde 1810 en que dejaron de ser dependientes del Virreinato del Río de La Plata. 

 Es indiscutible que Simón Bolívar fue el primer Presidente de la nueva República aunque no hubiera utilizado ese título en sus resoluciones, pues presidió el Poder Ejecutivo en mérito al Decreto de 11 de agosto de 1825 emitido por la Asamblea que declaró la Independencia, que dice: 

“1º La denominación del nuevo Estado es, y será para lo sucesivo, República Bolívar.

         2º El Alto Perú expresa al Continente entero que, en razón de su ilimitada confianza en el Libertador de Colombia y del Perú, le reconoce por su buen padre y mejor apoyo contra los peligros del desorden, anarquía, tiranía, invasiones injustas, y ataque cualquiera al carácter de Nación de que se ha investido por voto unánime de sus representantes.

      3ª S.E. el Libertador tendrá el Supremo Poder Ejecutivo de la República por todo el tiempo en que resida entre los límites de ella, y donde quiera que exista fuera de éstos tendrá los honores de Protector y Presidente de ella”. 

Ese Decreto está complementado por el de 3 de octubre de 1825, que dice: “1º SE el Gran Mariscal de Ayacucho obtendrá el mando supremo de la República en ausencia del Libertador de Colombia y del Perú”.  

En ejercicio de las  atribuciones que le fueron conferidas, Simón Bolívar presidió el Poder Ejecutivo del nuevo Estado hasta el 1º de enero de 1826 en que emitió el siguiente mensaje: 

“Ciudadanos: Vuestros representantes me han hecho confianzas inmensas, y me glorío con la idea de poder cumplirlas en cuanto dependa de mis facultades. Seréis reconocidos como una nación independiente; recibiréis la constitución más liberal del mundo; vuestras leyes orgánicas serán dignas de la más completa civilización. El Gran Mariscal de Ayacucho está a la cabeza de vuestros negocios, y el 25 de mayo próximo será el día en que Bolivia sea. Yo os lo prometo”.   

A partir del 1º de enero de 1826, el nuevo Gobernante, Antonio José de Sucre, tampoco suscribió los correspondientes decretos como Presidente de la República de Bolivia sino como “General en Jefe del Ejército Libertador, Encargado del Mando de estos Departamentos”.

Iniciadas las labores de la nueva asamblea con la denominación de “Congreso General Constituyente de la República Boliviana”, el 26 de mayo de 1826 dicha asamblea dispuso que el Mariscal Sucre continúe presidiendo el Poder Ejecutivo hasta que se sancione la Constitución.  

El 15 de junio de 1826 se informó oficialmente al país que el 18 de mayo de ese año la República del Perú reconoció “a la Republica Boliviana como Estado soberano e independiente”. Ello explica que, antes de ese reconocimiento, ni Bolívar ni Sucre suscribían sus decretos como Presidentes de Bolivia. En esa misma fecha, 15 de junio de 1826, Sucre firma un decreto como “General en Jefe del Ejército Libertador, Encargado del Mando Supremo de Bolivia”, y sigue firmando así hasta inmediatamente después de promulgada la Constitución Política del Estado el 6 de noviembre de 1826. Sólo desde entonces Sucre firma sus decretos como “Presidente de la República Boliviana”.  

En conclusión, corresponde señalar que Bolívar y Sucre fueron los dos primeros Presidentes de Bolivia durante el periodo comprendido entre el 11 de agosto de 1825 y el 6 de noviembre de 1826, aunque en ese lapso no suscribían sus decretos con ese título. Tal percepción es indiscutible, porque la palabra “presidente” viene de “presidir”, vocablo que significa: “Tener el primer puesto o lugar más importante o de más autoridad en una asamblea, corporación, junta, tribunal, acto o empresa”.   

Sucre, 18 de noviembre de 2011